El destino de los movimientos “protesta”.



- Martes: 30/ 10/ 2012.
Durante estos últimos días, hemos sido testigos directos o indirectos, de las protestas colectivas en las calles españolas. Tanto es así; que colectivos del orden público, también han protagonizado las suyas.
Ya no queda sector laboral o público en el que la guadaña; nada de tijeras, no haya segado algún derecho social.
Al mismo tiempo, los medios nos muestran la cara de lo que está pasando en otros países, tales como la hermana Grecia o Portugal.



Protesta sindical en Portugal.21/09/2012.Fuente//reuters.com //

Los mismos medios de comunicación, nos descubren la trama que ha dado origen a esta crisis fabricada; incluso exponiendo parte de los culpables.



En cuanto a la clase política, se encuentra ante una encrucijada que les están llevado; a la caída en picado, de la confianza del electorado.
Esa democracia que se instauró en España, ha sido pisoteada por el poder financiero; cuyo virus implantado, ha destruido por completo; la esperanza y moral de un pueblo, que creía en la unión de Europa.



Manifestación rodea el congreso. 25/ 09/2012. Fuente. //elclarin.com //efe.

Mientras esos representantes del pueblo, sigan sumidos en su batalla por repartirse; la tarta que da pié a tener sus lazos de negocio, no se podrá cambiar el rumbo. Digo esto, por varios motivos.
Durante la tarde del pasado domingo, un grupo de jóvenes en una representación de los movimientos de protestas, mostraban las carencias que disponen estos colectivos para alcanzar la meta de sus reveindicaciones.

La gente se mostraba interesada cuando se argumentaba; por parte del grupo informativo, los movimientos y logros conseguidos.
Posteriormente; y ahí es donde veo un motivo, se le comentaba a los asistentes, esos problemas que se tienen, para la organización de las ya mencionadas protestas, y las que pudieran surgir.
Esa falta de recursos para hacer público las protestas, la logística o tener un asesoramiento jurídico; por posibles imputados, merman la fuerza del movimiento y su chispa, algo que vemos, con los anteriores movimientos.

Los sindicatos, deberían buscar un acuerdo para dar apoyo a estos colectivos de protesta; ya sabemos de sus trapos sucios, pero son el único medio para llegar a los poderes, y por lo tanto, están más que obligados a colaborar con las exigencias del pueblo.
No vale que estos movimientos sean “donaciones” de manos un tanto misteriosas y que crean un tufillo, entre partidos políticos y medios de comunicación de tiradas masivas. Es curioso relacionar la aparición con momentos concretos o acciones concretas.
Cierto es, que solo nos sentimos realmente representados, por estos movimientos sociales, pero si de verdad queremos seguir defendiendo los derechos, no debemos permitir que nada los corrompa o los pueda manejar, con un simple puñado de euros. Este es otro de los motivos que considero también un problema.
La verdad; y esto lo expone un parado, uno ni se fía de partidos, ni sindicatos; (de proceso retardado), y ni siquiera casi de todos estos movimientos de protesta. Todo queda a merced de la mayoría en las urnas, la herencia heredada y los mercados. ¿No estaremos en el temido Apocalipsis.?; tranquilos, quizás sea lo mejor que nos puede pasar. Lo tenemos casi todo en contra y la goleada es muy abultada.
Medios al servicio del poder, el poder al servicio de los mercados, la constitución en manos de los mercados y éstos a merced de otras instituciones ...etc.
Quizás sea la hora de reinventar el sindicalismo social; eliminando así, el óxido en los utensilios de la herramienta.

Comentarios

Entradas populares de este blog